Cultivando corazones

WhatsApp Image 2018-12-24 at 10.10.01.jpeg

Vosotros habéis perdido derechos humanos, nosotros la humanidad

Ayer me preguntaba cual iba a ser mi mensaje de Navidad este año y a quién iba a ir dirigido.

Al ver la oportunidad que me da médicos sin fronteras de enviar mis palabras, para que transmitan  aliento y esperanza a los  corazones de voluntarios y personas que reciben la ayuda de la ong, recibí un gran regalo y mi corazón se regocijó.

Así que quiero comenzar por daros las gracias, por hacer vibrar y latir a mi corazón, por sentir que vais a acoger mis palabras, porque las necesitáis. Sólo quien tiene deseo, necesidad, puede acoger el bien que le llega. Los satisfechos se quedarán con las manos vacías porque viven del espejismo de no necesitar nada…..humano. Lo material llena su vacío, lo atasca. Y se habitúan a vivir de los «pseudos», desconociendo y rechazando el sabor de lo auténtico.

Aquí por donde yo vivo los corazones están embotados y las personas viven de la ilusión de no necesitar a los demás, porque no creen ya en sus palabras.

La saturación, la incredulidad, la falta de tiempo, la pérdida de sentido, el vacío y automatismo de las comunicaciones reinan en este lado del mundo donde habito.

Gracias porque vuestra labor con nosotros y por nosotros es enorme. Nos devolvéis el mayor tesoro que poseemos: nuestra humanidad.

Vosotros voluntarios y personas a las que os llega la ayuda hacéis posible con vuestras vidas y con vuestra labor el mayor rescate de todos.

Muchos sois las personas que necesitáis asistencia médica, educación, viviendas dignas, trabajos y miles de derechos humanos básicos…..

Sabed: os hacemos llegar nuestra ayuda, pero la vuestra es aún mayor, aún más necesaria. Nosotros necesitamos humanidad.

En nuestra forma de vida estamos dejando de ser humanos para convertirnos en máquinas insensibles con momentos de volver a nuestra animalidad, presos del automatismo y de lo instintivo.

Aunque no todos vivimos así, todos estamos con el riesgo de acostumbrarnos a lo que nos deshumaniza, bajo el influjo de dinámicas que sustituyen a los nutrientes básicos humanos: amor, caricias, comprensión, escucha, atención, dedicarnos tiempo… Por otros sustitutos que no sacian nuestra sed y hambre de Vida.
Nos han secuestrado el tiempo, nos han secuestrado el descanso, y con ello, a base de estrategias muy básicas pero sutiles, han dinamitado relaciones, comunicación verdadera y profunda, sentido de los acontecimientos. Han cercenado nuestra esperanza y avivado el fuego del miedo y la violencia. Necesitamos vuestra ayuda para que se caigan las corazas de nuestros corazones y volvamos a nuestro Ser más profundo y verdadero.

Queremos vivir nuestra humanidad de manera radical. Hasta la raíz, desde la raíz.

Necesitamos juntos construir la comunidad del bienser, que sustituya a la sociedad del bienestar.

Vosotros sois enormemente ricos en ser, en deseo de vivir, en entusiasmo por aprender, en auténtica solidaridad, en valentía, en fe, en capacidad de resistencia…..en humanidad.

Gracias por la oportunidad que nos dais hermanos, nos salváis verdaderamente la Vida.

Un enorme abrazo fraterno.

Feliz Navidad!!!!! Feliz oportunidad de volver a nacer!!!!

6 comentarios en “Cultivando corazones

  1. Pilar Macias Moreno dijo:

    GRACIAS Magdalena por compartir con nosotros esa enorme capacidad de comprender el Mundo desde el Ser y no desde el Tener, ésto último está debilitando nuestra capacidad de ofrecer a los demás y a nosotros mismos, El Amor que todo lo cura…💞

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s